Mejor hoverboard 2017

Los patinetes eléctricos están de moda y ya es habitual verlos en grandes números por algunos ciudades. Son una forma ideal de moverse sin cansarte y de forma económica, una alternativa eléctrica a la bicicleta y al coche que cada vez más usuarios deciden probar, y parece que les gusta. Además, en muchos casos te puedes subir con ellos al transporte público.

Dicho esto, elegir el mejor patinete eléctrico de 2018 no es nada fácil. Para empezar los hay de varios tipos, según si son plegables o no, de su forma y también de la autonomía o potencia. Está claro que dependiendo del uso que se le vaya a dar, conviene más o menos invertir algunos euros más.

Compara el catálogo de patinetes de Media Markt y El Corte Inglés: ¿quién tiene mejores precios?

Nuestro criterio a la hora de seleccionarlos ha sido principalmente la relación calidad-precio, por eso en este listado con los mejores patinetes eléctricos del mercado hay algunos que llegan casi a los 1.000 euros, los más potentes y completos. Por otra parte, también nos quedamos con otros más baratos pero que están muy bien para principiantes.

Estos vehículos han pasado de ser cosa de niños a ser un auténtico fenómeno, con cada vez más personas buscando un patinete eléctrico para adultos para desplazarse, ir a trabajar o directamente divertirse. De hecho hay quien comenta que puede incrementar notablemente la productividad de algunos trabajadores.

Estos son los cinco más destacados, de más barato a más caro. Dale a Siguiente si te interesa.

Contenidos

Los 9 mejores Patinetes Eléctricos  [2019] Comparativa y Guía

¿Cómo funcionan los patinetes eléctricos?

Dependiendo de la marca y el modelo existen diferencias importantes en cuanto a su funcinalidad, pero en la mayoría de ellos existe un botón para poner en marcha el dispositivo y para apagarlo. Sin embargo, en otros modelos se debe girar un pequeño manubrio incorporado para poner el patinete en marca.

En cuanto a la velocidad también existen diferencias, la velocidad mínima suele ser de 10 kilómetros por hora y la máxima de unos 30 kilómetros a la hora. La legislación vigente no permite que se supere dicha velocidad máxima.

El encendido del scooter se lleva a cabo a través de la batería que ofrece energía para que éste se pueda mover. La duración de la batería depende del modelo y marca pero por lo general tienen una duranción de entre 4 y 8 horas.

¿Cual es el precio medio de un patinete eléctrico?

El precIo es un factor determinante a la hora de elegir nuestro patinete eléctrico. Normalmente la calidad está estrechamente relacionada con el precio que se paga por el artículo. A mayor precio, mejor calidad. No obstante, existen modelos con una relación calidad precio bastante interesante. Por ejemplo, el patinete de Xiaomi Mi Scooter M365 (uno de los mejores patinetes eléctricos del mercado) es uno de los referentes por la calidad de sus acabados, potencia que ofrece y por su relación calidad precio.

Es altamente recomendable que, antes de gastar mucho dinero en un scooter, sepas exactamente que uso le vas a dar, por ejemplo, si lo vas a usar para ir al trabajo, para moverte por la ciudad o simplemente para divertirte con los amigos. Teniendo en cuenta estos aspectos y el presupuesto del que dispones, deberás hacer una comparación de los distintos modelos disponibles. El precio medio de un scooter eléctrico va desde los 80€ hasta los 600€.

La velocidad máxima de los e-scooters.

La velocidad de un scooter depende del peso de la persona que lo lleva, la capacidad del motor, el tamaño de las ruedas, además de las condiciones de la superficie por donde circulamos. Podemos comprar un patinete que indique en sus especificaciones técnicas que la velocidad máxima es de 25km, por ejemplo, pero al usarlo nos damos cuenta de que no es posible alcanzar esa velocidad, esto es debido a los factores mencionados anteriormente.

Como regla general podemos decir que la velocidad máxima que se puede alcanzar con un patinete eléctrico es de alrededor de 25 km/h. Hay que tener en cuenta que según la normativa vigente no es legal trucar nuestros patinetes para que se superen esa velocidad es ilegal. Según la Ley de Seguridad Vial los patinetes eléctricos están considerados como VMP (Vehículos de Movilidad Personal) y la velocidad máxima a la que pueden circular es 25 kilómetros por hora. Dentro de esta categoría están incluidos: monociclos eléctricos, patinetes eléctricos, Segway, Hoverboars…

El patinete como una alternativa al uso del coche

El patinete es toda una revolución. Cualquiera que viva en una ciudad ya se habrá cruzado en alguna ocasión con algún patinete eléctrico. Estos dispositivos están diseñados especialmente para trayectos cortos, son ideales para ir al trabajo o a la universidad. La gran ventaja de estos scooters es su versatilidad y sobre todo su nula emisión de humos contaminantes. Otras ventajas obvias son su reducido coste de mantenimiento y su precio asequible, además no son ruidosos y no requieren ningún tipo de permiso de circulación. Sin duda estos dispositivos son ideales como alternativa al uso del coche en trayectos urbanos de corta distancia.

Tipos de patinetes eléctricos

Patinetes ligeros

Dentro de una clasificación amplia de los patinetes, encontramos los patinetes ligeros. Estos dispositivos no llevan incorporado un motor ni una batería, por lo que para accionarlos es necesario el empleo de la fuerza.

Los patinetes eléctricos pueden ser de varios tipos: patinetes de dos o tres ruedas, patinetes con o sin sillín o plegables. El elemento común de todos ellos es que usan un motor y una batería que le suminista energía para moverlo. Cuanto mayor sea la potencia del motor mayor será la velocidad que alcance dicho patinete.

Hoverboards

Un hoverboard es una especie de plataforma con ruedas y espacio para colocar los pies en ella. A diferencia de los patinetes eléctricos, los hoverboards no tiene un manillar donde colocar las manos, los giros se hacen inclinando los pies.

Segways

Un Segway es un vehículo de transporte considerado ligero que incorpora un giroscopio y dos ruedas con sistema de auto balanceo que son controladas por un procesador integrado en el dispositivo.

Monociclos eléctricos

Un monociclo es un vehículo eléctrico que emplea sensores, acelerómetros y giroscopios conjuntamente con un motor para ofreer asistencia al conductor. Estos dispositivos solo llevan una rueda.

Seguridad de un Scooter eléctrico

Es muy importante ir equipado con todos los elementos de seguridad cuando vamos subidos a un patinete. Estos elementos de seguridad son fundamentales para poder protegerse frente a posibles accidentes o caídas en la vía urbana. Los principales elementos que debemos llevar con nosotros son: guantes, casco, rodilleras y coderas. También es recomendable revisar el sistema de frenado y las luces antes de coger el patinete.

¿Qué normativa debemos respetar cuando montamos en patinete?

Es cierto que el desarrollo normativo puede ser diferente dependiendo de la localidad, por lo que deberás informarte de la regulación local vigente en tu ciudad. Si bien, existe una normativa general que podemos aplicar, ésta esta recogida en la Ley de seguridad vial.

Esta normativa indica algunos aspectos interesantes como que la prioridad siempre ha de ser para el peatón. Además, los usuarios de patinetes eléctricos deberán reducir la velocidad siempre que pasen cerca de un paso de peatones.

En cuanto a prioridad, se establece que siempre que se circule por un carril bici, tendremos la prioridad respecto de otros vehículos a motor, como motos o coches.

  • Conectividad Bluetooth a un gran precio
  • Se le puede casar un asiento tipo kart
  • Hay varios colores para escoger

Nuestras recomendaciones finales

El mejor patinete eléctrico despreciado: HomCom

Ver precio

¿Un patinete eléctrico con todo lo necesario para circular por menos de cien euros? ¿Y que encima incluya la posibilidad de acoplarle un sillín? Pues sí: el HomCom es exactamente lo que estás buscando.

Es uno de los regalos sino en cumpleaños y fiestas señaladas, porque te permite terminar acertadamente sin dejarte la polímero de crédito en el intento.

Si el dueño va a ser un criatura, es consumado porque será su compañero de juegos y podrá “maltratarlo” en el parque sin miedo a dañarlo. Por otra parte no pesa demasiado, poco que agradecerán los padres si tienen que cargar con él.

Si lo va a usar un adulto para desplazamientos cortos, hay que indagar que las prestaciones son sencillas, pero aún así cumplirá perfectamente su cometido. Lo único que debes tener en cuenta que aguanta solo 70 kg de peso, y que si fuerzas esos límites se va a notar en la velocidad y en que perderá potencia en las cuestas.

Por supuesto que hay patinetes con más posibilidades en el mercado… pero no a este precio. Si no tienes claro el partido que le puedes sacar a un scooter, este HomCom puede ser un buen patín de iniciación.

El mejor patinete eléctrico para niños: Razor Power Core E90

Ver precio

Estamos delante uno de los patinetes con motor más vendidos para niños, y no nos extraña en definitivo.

Con una estructura robusta y resistente, el Razor E90 está pensado para tener toda la tralla que un criatura pueda darle, que seguro que no es poca. Incluso, si se acaba la peroles de larga duración, puede seguir usándose en modo mecánico, así que la diversión está garantizada. Y adicionalmente no requiere mantenimiento, así que estará arreglado siempre que haga desatiendo.

El puesta en marcha mediante patada auténtico puede ser un inconveniente en modelos con más potencia, pero lo hace consumado para usuarios de corta existencia, evitando caídas por precipitación desde cero.

Contesta acertadamente en terrenos un poco irregulares, como pistas de tierra y, aunque hay otros modelos que incorporan más tecnología, el mérito del E90 está precisamente en ser sencillo y fiable. Por otra parte, la cantidad de repuestos arreglado garantiza que éste es un mini scooter pensado para durar.

No se puede pedir más para un patinete enfocado claramente al conocido pueril.

El mejor patinete eléctrico para adultos: Xiaomi Mi Electric Scooter

Ver precio

Lo vas a ver por ahí asimismo como Xiaomi Mijia M365 pero que no te despiste: es el mismo patinete.

Este Xiaomi lleva ya tiempo en el mercado (desde 2017) y no se desvaloración de la repertorio de súper ventas ni por casualidad. Un diseño minimalista y resultón, un plegado súper factible, poco peso y unas características técnicas potentes y resultonas, con conectividad Bluetooth para personalizar la conducción… es factible concebir por qué es, de remotamente, uno de los scooters con más éxito.

A esto le sumamos el precio, muy regular para un patinete que es casi de tonalidad inscripción, y ya tenemos clara nuestra recomendación.

Es un patinete cómodo de manejar para un criatura, pero se nota que está diseñado para ofrecer poco más que un utensilio. En efectividad es un medio de transporte urbano pensado para que te muevas con facilidad por terrenos asfaltados y puedas combinarlo con otros vehículos. El sistema de plegado facilita que lo puedas cargar en metropolitano, tren, o bus.

Se puede apartar en parado gracias a un caballete extraíble. Parece una tontería, pero luego ves patinetes “tirados” en el suelo porque no se aguantan de pie. Una vez plegado, se guardaspaldas en cualquier cima y ocupa lo minúsculo.

Con características similares, conviene no perder de olfato el Cecotec Outsider E-volution, un maniquí nuevo en el mercado que promete mucho. Pero de momento vamos a ser conservadores y asesorar un patinete más que probado. El Xiaomi Mi Scooter seguro que no equivocación.

El mejor patinete eléctrico-hoverboard: SmartGyro X1s

Ver precio

A veces uno tiene ganas de liarse a estudiar el manual de instrucciones… y a veces simplemente quiere darle al “on” y ponerse en marcha. Si tu caso es el segundo, el SmartGyro X1s es uno de los hoverboards más populares del mercado, a un precio muy regular.

No tiene Bluetooth ni programaciones complicadas, y precisamente por esa evidente sencillez nos parece uno de los patinetes eléctricos más redondos en el interior de su tonalidad. Porque en el interior está el motor brushless con una potencia que permite afrontar cuestas sin miedo, cuando otros dispositivos se quedan por el camino. La peroles es muy correcta, las ruedas son antipinchazos y las luces LED en la parte trasera garantizan la visibilidad trasera si circulas con poca luz (aunque no olvides ponerte unos reflectantes para ir más seguro).

La familia de SmartGyro (empresa española, por cierto) está haciendo un gran esfuerzo para innovar en el sector de la movilidad urbana, con hoverboards, patinetes y bicis eléctricas. En este caso, el X1s vale tanto para adultos como para niños, aunque quizá estos últimos sean los que saquen todo el partido a este maniquí, que resiste acertadamente las sesiones “acrobáticas” en el parque.

Irá magnífico si quieres hacerle un regalo a un criatura sin gastarte demasiado… y de paso pruebas cómo te defiendes con este tipo de monopatines. Siempre habrá tiempo de modificar en uno con más extras.

Comparativa de los diez mejores patinetes eléctricos

Esta es la tabla comparativa de los mejores patinetes eléctricos analizados. Cualquiera de ellos ofrece una excelente relación calidad-precio y constituye una magnífica importación.

Recuerda que las cifras de velocidad máxima y autonomía que aparecen son orientativas, dependiendo del uso y del peso que tenga el pasajero.

Nota: si la ves en móvil desplaza la tabla con el dedo para ver todas las columnas.

Patinete scooter vs. hoverboard. ¿Qué es qué y cuál me compro?

El patinete eléctrico de dos ruedas con manillar es el patinete de toda la vida, pero con un pequeño motor incorporado. A diferencia del hoverboard, que recuerda a un monopatín o skate eléctrico, no lleva sensores de autoequilibrio, sino que se conduce con el manillar, que forma un ángulo de noventa grados con la pulvínulo donde se apoyan los pies.

Por este motivo, conducir un patinete es sencillo y requiere poco esfuerzo, aunque lógicamente sí es necesario tener un cierto permanencia. Es como costar en bici: es relativamente factible, pero no todo el mundo sabe o puede hacerlo. Para ayudar al permanencia y resumir el esfuerzo, siempre se puede optar por un maniquí que incluya sillín: la comodidad total.

El hoverboard, en cambio, requiere un formación previo, aunque sigue siendo sencillo. Como curiosidad, se llaman hoverboard porque su estética recuerda al aerodeslizador de Regreso al Futuro, aunque lógicamente estos no flotan en el canción. Su tecnología está basada en los segway, que en teoría iban a revolucionar el transporte urbano pero se han quedado en detalle para traspasar en holganza. Probablemente el precio ha tenido mucho que ver: un segway ronda los seis mil euros, mientras que un hoverboard de buena calidad está en torno a los 300.

A la hora de optar por uno u otro maniquí, hay que tener en cuenta la velocidad máxima. Un patinete eléctrico hoverboard suele alcanzar los 10 km/hora, lo que viene a ser valer sin demasiado esfuerzo. Si estamos buscando un patinete para transporte en distancias medias, quizá ese ritmo se nos haga demasiado cansino. Si lo que buscas es un medio de transporte íntegro y posible, la recomendación obvia es que busques en el apartado de patinetes clásicos. Corren más (hasta 40 km/hora) y, si le añades sillín, es casi como una moto tradicional, y encima te ahorras el combustible.

Es importante asimismo mirar la autonomía. Como calcules mal la distancia que quieres recorrer con tu hoverboard y te quedes sin peroles, te tocará cargar con un peso muerto que, en el mejor de los casos, ronda los 10 kilos. Lo mismo te pasará con un patín clásico, que pesa incluso más, pero al menos lo puedes empujar.

Por lo demás, no nos atrevemos a opinar que un maniquí es mejor que el otro. Depende básicamente de para qué lo quieras y, sobre todo, de cuál te resulte más cómodo y divertido de manejar.

Cómo manejar un hoverboard sin matarse

Reconozcámoslo: YouTube está repleto de caídas con patinetes eléctricos. Esto no quiere opinar necesariamente que sean peligrosos (asimismo está repleto de vídeos de accidentes con bicis, monopatines normales y locos del parkour) sino más acertadamente que hay que tener un poco de cuidado en su uso.

Por mucho que se promocione que son accesibles a todo el mundo, la cruda efectividad es que necesitas un minúsculo de permanencia, sobre todo en los hoverboards.

El hoverboard cuenta con dos sensores de movimiento que captan la inclinación de tu cuerpo de una forma muy orgánica: para volver nos ladeamos levemente a derecha o izquierda, para avanzar o frenar nos inclinamos en dirección a detrás o delante.

La maña es sobrado sencilla, pero lo mejor es despuntar con calma: aprende tranquilamente, ten un punto de apoyo cerca y conecta el “modo seguro” de tu patinete, que evita los giros bruscos. No te embales las primeras veces y, a ser posible, que no haya una cámara cerca.

Consejero para comprar tu patinete eléctrico

Una vez tienes claro cuál es el tipo de patinete eléctrico de dos ruedas que necesitas, debes tener en cuenta una serie de características que determinarán tanto el partido que puedas sacarle como el precio. Porqué ¿cómo conseguir un patinete eléctrico despreciado? Aunque la pinta sea similar, hay diferencias de precio brutales entre un maniquí y otro.

En esto influye, lógicamente, la calidad de los componentes, el tipo de peroles, el motor… pero asimismo una serie de extras como conectividad móvil que no valen la pena si no vas a usar. Así que hay que tener muy claro qué prestaciones nos parecen efectivamente interesantes.

Principales características a tener en cuenta

El motor (W)

El motor más habitual y más despreciado usa escobillas para realizar el cambio de polaridad en el rotor. Como contraste, tenemos los motores brushless o sin escobillas, que al no gestar fricción hacen que el motor se desgaste menos, lo que se nota en la duración del mecanismo, en la potencia y asimismo en un último consumo. A cambio, un motor brushless es significativamente más caro que la otra interpretación.

Al decidirse entre un motor u otro, asimismo es importante tener en cuenta los watios de la peroles. Evidentemente, cuantos más, mejor. La potencia se nota no sólo en la velocidad máxima, sino en la capacidad de precipitación, que nos vendrá muy acertadamente a la hora de poner en marcha el patinete y asimismo nos permitirá reaccionar mejor delante un imprevisto en el camino.

La autonomía (V)

Poco a tener muy en cuenta, sobre todo si optamos por un patinete eléctrico pesado, que suele ser más estable pero nos dará problemas si nos quedamos sin peroles en ruta. Como norma caudillo, las baterías de litio permiten más autonomía, básicamente porque pesan menos y por consiguiente permiten explotar más la potencia.

En cualquier caso, cualquier información que proporcione el fabricante es aproximada, porque es un circunstancia que varía en función de la velocidad media, las condiciones del contorno y el peso del conductor. A la hora de tomar referencias y hacernos una idea de cuánto va a durar la peroles, los voltios son la medida a tener en cuenta.

Las ruedas

Las más habituales son las de 6,5”, más que suficientes para un uso habitual y no intensivo, pero asimismo las hay más anchas. Cuanto más grandes, más capacidad de absorber baches y responsabilizarse desniveles en el contorno. Además progreso la añadidura, poco que hay que mirar si vives en un clima donde llueva asiduamente.

Existen adicionalmente patinetes eléctricos todo contorno, que incluyen ruedas especiales. Siquiera quiere opinar que puedas ponerte a hacer trail con ellos, omitido que hayas adaptado muy acertadamente la estructura, sino que puedes meterte por terrenos un poco más irregulares de lo frecuente, como pistas de tierra.

El peso mayor soportado

Es básicamente el cálculo que nos indica si estamos delante un patinete para niños o para adultos. En caudillo, las recomendaciones del fabricante pueden estirarse un poco, pero al final eso repercute en la vida útil del dispositivo. Es opinar: si mancuerna ochenta kilos puedes “robarle” el patín al criatura un rato, pero si le coges el finura, mejor que te compres uno pensado para tu propio tamaño.

El asiento

La mayoría de los modelos no lo tienen, aunque algunos permiten acoplarlo de forma externa. Si ir sentado es importante para ti, mira acertadamente que el asiento sea cómodo y que el patinete tenga algún tipo de suspensión, o el hoyo más pequeño se convertirá en una tortura. Hay modelos que sí incorporan sillín, que puede terminar fijo o retirarse según la ocasión.

El espacio

La mayoría de los patinetes eléctricos con manillar se pueden plegar, pero no todos: algunos requieren desmontar la pata de chiva para poder precaverse, por ejemplo, en un maletero. Si pretendes transportar tu mini scooter es un delegado a tener muy en cuenta.

Mira asimismo cuánto tardas en plegarlo y cuánto ocupa una vez hecho, para tener un sitio cómodo donde guardarlo en casa o en la oficina; y asimismo el peso, ya que por muy plegado que esté, si hay escaleras tendrás que cargarlo con tus propias fuerzas hasta dejarlo “aparcado”

Carta y permisos

Comprar un patinete eléctrico es constitucional en España y no es necesario un permiso específico para la conducción, pero su uso puede estar regulado.

En caudillo, el conductor de un patinete se equipara a un peatón y debe por lo tanto circular por la reborde a poca velocidad.

Sin incautación, en muchas ciudades el uso de los distintos tipos de patinete empieza a ser un problema. Sobre todo en zonas turísticas, donde en temporada inscripción se hace difícil hasta caminar, esquivando patinetes, monopatines, bicis, segways de arrendamiento, rickshaws…

Ciudades como Barcelona ya contemplan en su legislatura municipal el uso de patinetes y hoverboards, equiparándolo con una velocípedo, por lo que debe circular por el carril bici y cumplir las preferencias de paso. De momento no es obligatorio el casco (aunque se recomienda) ni el seguro de responsabilidad civil, aunque desde luego no sobra ir cubierto en caso de incidente o atropello.

Datos de la mentor

Autor

Oscar

Producto

Patinetes eléctricos

Puntuación

Compartir 0

Ya está aquí la Navidad y con ella, irremediablemente, también los regalos. Y son, precisamente, tanto los hoverboards como los patinetes eléctricos uno de esos caprichos tecnológicos que suelen aparecer de forma bastante frecuente en la lista de deseos.

Aunque es cierto que podemos encontrarlos, incluso, en tiendas de juguetes realmente no se trata de juguetes y, como la mayoría de vehículos, están sometidos a una reglamentación.

Qué dice la legislación

Para la DGT este tipo de vehículos, denominados Vehículos de movilidad personal (VMP), no son catalogados vehículos de motor y, por tanto, no es necesario disponer de carné o licencia para conducirlos ni tampoco es obligatorio contratar un seguro.

Así se informa de ello en la Instrucción 16/V-124 sobre Vehículos de Movilidad Personal. Por tanto, corresponde a los ayuntamientos legislar sobre ellos y redactar una normativa para su utilización en cada ciudad.

Una utilización que, desde los consistorios, deberán autorizar en las aceras, zonas peatonales, parques o paseos. Y, en caso de asimilarlos a ciclos y bicicletas, será aplicable lo dispuesto en la legislación de tráfico.

De todas maneras, si no existiese una reglamentación específica en nuestra ciudad, el artículo 121.4 del Reglamento General de Circulación nos indica:

Los que utilicen monopatines, patines o aparatos similares no podrán circular por la calzada, salvo que se trate de zonas, vías o partes de éstas que les estén especialmente destinadas, y sólo podrán circular a paso de persona por las aceras o por las calles residenciales debidamente señalizadas con la señal regulada en el artículo 159, sin que en ningún caso se permita que sean arrastrados por otros vehículos.

Por lo tanto, podríamos desplazarnos por las aceras a paso de peatón aunque, en el artículo 121.2, nos indica:

Sin embargo, aun cuando haya zona peatonal, siempre que adopte las debidas precauciones, podrá circular por el arcén o, si éste no existe o no es transitable, por la calzada:

a) El que lleve algún objeto voluminoso o empuje o arrastre un vehículo de reducidas dimensiones que no sea de motor, si su circulación por la zona peatonal o por el arcén pudiera constituir un estorbo considerable para los demás peatones.

Por lo tanto, bajo el amparo de esta norma, parece que tendríamos que desplazarnos por el arcén o por la calzada. Como podéis ver, por el momento, por dónde podemos utilizarlos es algo que todavía no está muy claro.

De todas maneras, en muchas ciudades, ya se están aprobando normas específicas que nos dejarán más claro su uso. Es es caso de ciudades como Barcelona (con una nueva regulación), Lugo (actualizada en 2013) o el ayuntamiento coruñés de Oleiros (expresamente prohibidos en las zonas peatonales).

En qué fijarse a la hora de comprar uno

Quizá lo más importante, además del precio, es que el producto cuente con el certificado de seguridad: UL-2272 (USA) o SGS (Europa). Este sello se encuentra en el propio aparato y, en caso de dudar de su autenticidad (por ejemplo, si nos aventuramos a comprar en China), podemos contactar tanto con UL como con SGS para cercionarnos.

Sin uno de estos certificados quizá deberíamos replantearnos la compra del producto ya que, sobre todo, afectan a la seguridad eléctrica del aparato.

Un aparato que, recordemos, cuenta con baterías en su interior y que, en el pasado, fueron retirados de la venta en tiendas como Amazon. ¿La causa? Algunos de ellos no habían pasado las homologaciones de seguridad y se incendiaron debido a unas baterías de dudosa calidad.

Otro punto importante es el tipo de producto que buscamos. No es lo mismo un hoverboard para jugar con los peques en el patio y que, con toda probabilidad, acabará abandonado en el fondo del trastero que un patinete eléctrico que vamos a utilizar de forma regular para desplazarnos. Especificaciones como el tiempo de carga, velocidad máxima, autonomía o peso son muy importantes y un factor diferencial.

Y es que, mientras un Mi Electric Scooter cuenta con suficiente autonomía para 30 kilómetros circulando a 25 km/h, un Chic C1X se conforma con entre 17 y 20 kilómetros a una velocidad máxima de 12km/h.

Por último, pero no menos importante, es el tema de la garantía. Si compramos el producto en el lejano oriente ya sabemos que la garantía nos la dará la tienda y aunque, en teoría, serán 12 meses quizá debamos conformarnos con los 90 días de PayPal.

Si, por el contrario, optamos por adquirir el producto en España contaremos con 2 años de garantía y, en el caso de compras online, con 14 días para desistimiento desde la recepción del producto y sin necesidad de justificar nuestra decisión y sin penalización de ninguna clase.

Algo importante a tener en cuenta si compramos el producto movimos por la moda y, finalmente, no termina de convencernos.

Patinete vs. Hoverboard

Las diferencias entre un patinete y un hoverboard parecen evidentes, pero no está de más aclararlo.

Un patinete eléctrico cuenta, además de con una rueda delantera y otra trasera, con manillar. Sin embargo, en un hoverboard, las ruedas se encuentran situadas en paralelo y no dispone de manillar.

Los patinetes, generalmente, son más fáciles de conducir que los hoverboards ya que, en estos últimos, resulta algo más complicado mantener el equilibrio durante mucho tiempo.

Qué patinete o hoverboard elegir

Primeramente, decantarse por uno u otro. Si lo vas a utilizar para trayectos largos, en la mayoría de los casos, quizá resulte más útil (y cómodo) un patinete. Eso sí, al disponer de mayor autonomía su tiempo de carga también es mayor

Si, por el contrario, prefieres algo fácil de transportar, rápido de cargar y más enfocado al ocio el hoverboard puede ser una mejor opción.

En cuanto a marcas y modelos, puedes encontrar una gran cantidad en el mercado. Por supuesto, como ya hemos comentado, es muy importante que, escojas uno u otro, disponga de certificado de seguridad.

Además, de cara al futuro, resulta recomendable que se trate de modelos comercializados de forma oficial en nuestro país. Esto es importante, tanto para un eventual uso de la garantía, como también para una probable búsqueda de repuestos en el futuro.

Patinetes eléctricos

Xiaomi Mi Electric Scooter

El Xiaomi Mi Electric Scooter es de los modelos con mejor relación calidad/precio. Este patinete plegable cuenta con batería para 30 km y es capaz de alcanzar una velocidad máxima de 25 km/h. Aunque existe una versión descafeinada, más enfocada a los peques, con solamente 20km de autonomía (Young Edition). Además, incluye faros LED, resistencia IP54, frenos de disco y conectividad con nuestro smartphone.

Precio: 349,99 euros

iWatRoad R5

Con él podremos recorrer entre 12 y 15 km, a una velocidad máxima de 22km/h, con una carga de 120 minutos. Cuenta con iluminación LED frontal, baterías LG y solamente 9,6kg de peso.

Precio: 399,95 euros

JDBUG 312

Alcanza los 18 km/h gracias a un motor de 300W. Su batería permite una autonomía de entre 15 y 20 km y destaca por su limitador de velocidad con un práctico modo peatón que baja la velocidad a 6 km/h.

Precio: 359 euros

Elektrik Karbon

Uno de los patinetes más ligeros del mercado (7,5kg), fabricado en fibra de carbono, que alcanza los 25 km/h. Y, gracias a una batería LG, podremos circular entre 20 y 25 km. Además, es resistente al agua e incluye suspensión delantera y luces LED.

Precio: 449 euros

Razor E300

Pese a sus 21kg de peso, es capaz de alcanzar los 24km/h. Sin embargo, ese sobrepeso, se traduce en una tabla mayor y neumáticos más anchos. Eso sí, su autonomía apenas alcanza los 40 minutos.

Precio: 341,90 euros

Egret One V3

Este patinete alemán es uno de los modelos de mayor precio (999 euros) pero también de los pocos preparados para ser homologado como Vehículo Ligero Eléctrico Personal por la UE y, de este modo, aumentar su velocidad hasta los 35 km/h. Eso sí, de fábrica se entrega con una limitación a 20 km/h. Cuenta con una autonomía de 25 km.

Precio: 999 euros

«Hoverboards»

SmartGyro X2 UL

Este hoverboard permite alcanzar los 12km/h y cuenta con una autonomía de hasta 20km. Incluye ruedas de 6,5 pulgadas, luces LED, apagado automático, altavoces y conectividad Bluetooth.

Precio: 209 euros

SK8 Go

Un hoverboard con una autonomía de 20 km con el que podremos alcanzar los 12km/h. Incluye Bluetooth, altavoz y luces LED.

Precio: 199 euros

Run & Roll Smart Go Cool

Este hoverboard destaca por su mayor altura del chasis al suelo, que nos permite circular más cómodamente por ciudad. Además, incluye Bluetooth, altavoces estéreo y luces LED. Es capaz de alcanzar los 27 km/h.

Precio: 329 euros

Bluoko B1

La empresa madrileña se decanta por baterías Samsung para su hoverboard B1. Con una carga de sólo 2 horas es capaz de proporcionar autonomía para recorrer entre 20 y 25 km a una velocidad máxima de 15 km/h. Además, incluye conectividad Bluetooth.

Precio: 269 euros

Chic C1X

Uno de los hoverboard más económicos (con certificado SGS, por supuesto) que alcanza los 12 km/h y cuenta con una autonomía de 17 a 20 km. Además, dispone de servicio técnico en España.

Precio: 179 euros

Hoverboard con Bluetooth

Hoverboard con Bluetooth, más que solo un vehículo eléctrico

Un monopatín eléctrico con Bluetooth, a diferencia de los ya conocidos del mercado es un vehículo de manejo diferente con muchas ventajas que no puedes dejar de explorar. Ya no solo se trata de moverte de un lado a otro, sino de hacerlo con comodidad, mayor seguridad, estilo y muchas otras características importantes.

Lo que hace a este equipo tan innovador sobre los demás es su accesorio Bluetooth que permite conectar dispositivos móviles Android e iOS para emplear aplicaciones móviles, usar el GPS, reproducir música mientras nos movemos de un lado a otro e incluso revisar el rendimiento del equipo, el estado de la batería, programar encendido y apagado automático y control remoto.

Este es un factor de suma importancia que debes tomar en cuenta antes de elegir tu modelo ideal. En comparación con otros modelos, un patinete eléctrico con Bluetooth te proporciona más ventajas de rendimiento, diversión, soluciones simples y sobre todo innovación.

regresar al menú

¿Qué modelo de patinete eléctrico con Bluetooth comprar?

Aunque actualmente puedes disfrutar de patinetes de diversos modelos y caracteristicas, por lo general aquellos que integran el accesorio Bluetooth son los patinetes eléctricos de dos ruedas o también denominados Hoverboard que están causando sensación en el mercado, al revolucionar la forma en la que nos movemos empleando un motor eléctrico y el equilibrio del cuerpo.

Pero aunque se trate de patinetes eléctricos con Bluetooth y sin sillín, no quiere decir que solo exista un modelo en el mercado ¡Las opciones son muchas! Y queremos hablarte de dos de las mejores para que las conozcas más a fondo y las consideres entre tus opciones:

Hoverboard 6,5 pulgadas con Bluetooth

Este tipo de Hoverboard con Bluetooth se caracteriza por contar con dos ruedas de 6,5 pulgadas que andan sin ningún tipo de problema sobre superficies más o menos planas como el asfalto, aceras o el paseo marítimo de tu zona por ejemplo.

Este tipo de ruedas le dan estabilidad al Hoverboard con Bluetooth, emplean el equilibrio corporal como fuente principal para la estabilidad. Equipados con motores eléctricos potentes de sde 500w a 700W y baterías recargables de diversos voltajes. También ocupan características especiales como luces, Bluetooth para conexión con dispositivos móviles y GPS, indicador de estado de la batería, velocidad que va desde los 0 hasta 30 km/h dependiendo del modelo y tiempos de carga variable entre 1 y 3 horas.

Al ser de 6,5 pulgadas, este patín eléctrico con Bluetooth es del tamaño pequeño de la gama de Hoverboards. Pero igualmente soportan pesos máximos de entre 90 y 100 kg dependiendo del modelo, cuentan con autonomía de unos 20 km aproximadamente, superficies antideslizantes, materiales robustos de fabricación y diversos colores.

Hoverboard 8 pulgadas con Bluetooth

Los modelos de Hoverboard 8 pulgadas con Bluetooth son considerados la gama de tamaño medio. Sus características y funcionalidades son muy similares al modelo anterior, pero destaca por disponer de unas ruedas algo más grande.

Por lo general, suelen estar equipados con dos motores eléctricos de 350W cada uno. Es decir, un total de 700W. Sus ruedas más grandes requieren algo más de potencia para poder facilitar buenas prestaciones de conducción.

Deberemos tener en cuenta que su tamaño deriva también en un poco más de peso, rondando una media de 12kg. Aunque su mayor resistencia también hace que estén pensados para adultos y para soportar un mayor peso del conductor. Pudiendo llegar a un máximo de 120kg de peso. Aunque siempre dependerá del modelo en concreto que nos interese comprar. Por eso, es importante revisar cada una de las características mencionadas para cada modelo específico.

Hoverboard 10 pulgadas con Bluetooth

Los Hoverboard de 10 pulgadas son un poco más grandes y pueden incluir desde un espacio amplio para colocar los pies y maniobrar, hasta un manillar especial para la altura y para la conducción, desde donde se tendría acceso a los controles de forma eficiente.

Este tipo de patinete eléctrico con Bluetooth se caracteriza por tener ruedas grandes y resistentes de 10 pulgadas, que atraviesan terrenos de todo tipo como asfalto, arena, césped y tierra sin afectar la suavidad y el equilibrio del viaje. Eso es posible gracias a que sus ruedas son inflables y consiguen absorber las irregularidades del terreno.

Pueden llegar a instalar motores eléctricos de hasta 1000W de potencia, una o varias baterías recargables que requieren una carga de entre 1 y 3 horas para funcionar, su autonomía es de 20 km con una sola carga, velocidad variable entre 20 y 30 km/h dependiendo del modelo y capacidad máxima para conductores de hasta 130 kg.

Son ideales para adultos y para hacer traslados desde casa al trabajo, a la universidad o sencillamente para disfrutar de un buen paseo, con la seguridad de contar con frenos, acelerador y una robusta constitución. Y como el modelo anterior, gracias a su conexión a Bluetooth pueden integrarse equipos Android e iOS, GPS, música, aplicaciones especiales para ver el estado de la batería, la velocidad, los kilómetros y más.

regresar al menú

¿Dónde comprar un Hoverboard con Bluetooth barato online?

Comprar Hoverboard con Bluetooth no tiene por qué ser una tarea complicada. Es de hecho muy sencillo si lo haces desde una página de confianza y comprando siempre las mejores marcas del mercado con ofertas imperdibles. Para que puedas sentirte a gusto haciéndolo, hemos hecho un gran trabajo de investigación y te recomendamos los mejores lugares de confianza en los que poder comprar tu Hoverboard barato de forma segura, de calidad, con garantía de rendimiento y a los precios más económicos. Nuestro objetivo es que disfrutes lo mejor de los Hoverboards con Bluetooth y luces y te muevas de forma original a donde quieras satisfecho con tu compra.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *