Contratos de arras modelos

Contenidos

Contrato de compraventa de bienes

El contrato de compraventa es un contrato por el cual el vendedor se obliga a entregar una cosa, a cambio del pago de un precio por el comprador.

Este modelo sirve para formalizar en documento privado la venta de todo tipo de bienes. Sin embargo, si el objeto de la venta es un vehículo y tanto vendedor como comprador son particulares (es decir, personas que actúan con un propósito ajeno a su actividad comercial, empresarial, oficio o profesión), se debe utilizar el contrato de compraventa de vehículo entre particulares, documento que se encuentra mejor adaptado a este caso.

En cambio, si el objeto del contrato es la prestación de un servicio, se debe utilizar el contrato de prestación de servicios, y si es la ejecución de una obra, el contrato de arrendamiento de obra. Por otro lado, si lo único que se desea es realizar la reserva del bien dejando la formalización de su compra para el futuro, se deberá completar el correspondiente contrato de promesa de compraventa en el caso de bienes muebles (por ejemplo, un reloj, un mueble) o el contrato de arras penitenciales en el caso de bienes inmuebles (por ejemplo, una vivienda, una plaza de garaje).

El contrato de compraventa se puede formalizar de forma verbal o por escrito. En el caso de que se formalice por escrito, las obligaciones recogidas en el mismo podrán ser ejecutadas con más facilidad (se podrá demostrar su existencia de forma más clara frente a terceros) y servirá a efectos de prueba en caso de incumplimiento de alguna de las partes. Por otro lado, tanto los contratos de compraventa de muebles como los de inmuebles son válidos si se formalizan en documento privado (que luego se puede elevar a público ante un notario), pero por razones de prueba, será necesario que los contratos de compraventa relacionados con bienes inmuebles sean elevados a público.

Además, los contratos de venta a plazo de bienes muebles en los que el comprador es un particular y el pago se aplaza por más de tres meses, deben formalizarse por escrito para ser válidos.

¿Cómo utilizar este documento?

Este documento puede ser utilizado para las compraventas entre particulares, entre profesionales, y entre particulares y profesionales. Puede utilizarse tanto para la compraventa de bienes muebles (por ejemplo, un reloj, un mueble) como para la venta de bienes inmuebles (por ejemplo, una vivienda, una plaza de garaje). Sin embargo, en el segundo caso el contrato solo puede ser probado mediante documento público, al cual se puede elevar este documento después de su formalización.

  • Contenido del contrato

Este documento incluye el siguiente contenido mínimo para garantizar la eficacia del contrato:

  • la descripción de las partes, vendedor(es) y comprador(es);
  • la manifestación de la capacidad de las partes para firmar este contrato (en el caso de los contratos importantes o inhabituales en el tráfico jurídico, no la tienen los menores no emancipados ni los incapacitados judicialmente);
  • la descripción del bien objeto de la compraventa (el objeto vendido y comprado). El objeto debe ser determinado y estar en el comercio (se excluyen, por ejemplo, los órganos o los objetos contrarios al orden público). Por otro lado, el objeto podrá ser un bien inmueble (p. ej. una vivienda, un terreno, etc.) o un bien mueble (p. ej. un ordenador, un barco, etc.).
  • la información sobre la situación del bien (estado físico, la existencia de posibles hipotecas o prendas sobre el mismo, de embargos, etc.)
  • el precio acordado por las partes;
  • la fecha y forma de entrega del bien; y,
  • la descripción de las posibles garantías sobre el bien.

Una vez que el objeto ha sido determinado, el precio establecido y las partes están de acuerdo, se perfecciona el contrato de compraventa, y es posible redactar este documento y firmarlo.

El vendedor tiene la obligación de proporcionarle al comprador, antes de la conclusión del contrato, una serie de informaciones para permitir que pueda conocer las características esenciales del bien antes de firmar el contrato. Estas obligaciones se acentúan en el caso de los contratos entre un profesional (vendedor profesional dedicado a la compraventa de bienes o a su distribución) y un particular (persona que desea adquirir el bien para su uso personal). Por ejemplo, estos contratos serían los firmados entre un concesionario de coches o un distribuidor de bicicletas y un cliente que usará estos bienes para actividades distintas a las que se dedica profesionalmente. En este caso, el contrato quedaría sujeto a la normativa especial de protección de los consumidores, con el fin de conseguir que los consumidores otorguen su consentimiento informado.

Además, el vendedor está obligado a la entrega del bien y al saneamiento de la cosa objeto de la venta (tanto de sus vicios ocultos como de su posesión legal y pacífica). De esta forma, el vendedor deberá garantizar que el comprador pueda hacer uso adecuado de los bienes adquiridos, debiendo responder en aquellos casos en los que existan problemas técnicos o defectos que no se hayan podido detectar por el comprador en el momento de su adquisición y que se hayan desarrollado con anterioridad a la venta.

Por su parte, el comprador está obligado a recibir el bien y a pagar el precio en el tiempo y lugar previstos. Este pago puede hacerse al momento de la entrega de la cosa («pago al contado») o más tarde, por ejemplo, en varios plazos.

Una vez han sido indicadas todas la informaciones necesarias, las partes deberán firmar el documento. Para un mayor nivel de seguridad, las firmas han de figurar no sólo en la sección final del documento, sino también en el borde izquierdo de cada página que compone el documento, incluyendo, en su caso, las páginas de los anexos que también formarán parte del contrato.

Legislación aplicable

De manera general, el contrato de compraventa se rige por el Título IV del Código civil, es decir, por sus artículos 1445 y siguientes.

Además, si el comprador es un consumidor, se aplica el Texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios, especialmente en lo referente a la obligación de proporcionarle información precontractual (artículo 60 y siguientes, y 97 y siguientes), y a las garantías y servicios postventa (artículos 114 y siguientes).

Por otra parte, a los contratos de compraventa de bienes muebles en los que el pago del precio se aplaza por un período superior a tres meses y el comprador es un particular, es aplicable la Ley 28/1998, de 13 de julio, de venta a Plazos de Bienes Muebles.

Ayuda de un abogado

También tienes la opción de consultar a un abogado si necesitas ayuda.

El abogado puede contestar a tus preguntas o ayudarte en tus trámites. Al final de la creación del documento, se te ofrecerá esta opción.

¿Cómo modificar el modelo?

Rellenas un formulario. El documento se va redactando ante tus ojos, en función de tus respuestas.

Al finalizar, lo recibirás gratuitamente en los formatos Word y PDF. Puedes modificarlo y volver a utilizarlo.

Contrato de Compraventa de Vivienda (Privado) 4.5 (90%) 4 votos

Si vas a vender o comprar una casa o un piso lo recomendable es que las condiciones de dicha operación se estipulen por escrito mediante un contrato de compraventa de vivienda.

El modelo de contrato de compraventa de bien inmueble que veremos a continuación es un contrato privado, entre vendedor y comprador, en el cual se establecen las condiciones más importantes, como el precio, la forma de pago y la entrega de la vivienda.

Siendo un contrato privado, lo más aconsejable en estos casos de compraventa de una casa o un piso es su elevación a escritura pública para que se pueda acceder al Registro de la Propiedad, y así el nuevo titular pueda quedar amparado por la protección que dicho Registro otorga.

¿Cómo se hace un contrato privado de compraventa de vivienda, casa o piso?

En este modelo de contrato de compraventa de bien inmueble, las partes adoptan el compromiso de elevar el contrato a escritura pública, ante notario, en un plazo de tiempo determinado, corriendo el comprador con los gastos.

CONTRATO DE COMPRAVENTA DE BIEN INMUEBLE (VIVIENDA)

En

REUNIDOS

De una parte, D/Dª mayor de edad, profesión , estado civil , con domicilio en , y portador del DNI Nº .

Y de otra, D/Dª mayor de edad, profesión , estado civil , con domicilio en , y portador del DNI Nº .

Ambas partes recíprocamente se reconocen la suficiente capacidad legal y legitimación para llevar a efecto el presente contrato de compraventa, acreditando su identidad por los documentos indicados, actuando en nombre y representación propia, y que de común acuerdo se regirá por todo lo establecido libre y voluntariamente en el contenido de las siguientes:

ESTIPULACIONES

PRIMERA.- Que D/Dª , a quien de ahora en adelante se denominará vendedor, es propietario de la finca sita en

Accede ya mismo a la información completa de este modelo:

¡No esperes más! Haz click en el botón «comprar ahora», colabora con este blog, y descárgate inmediatamente el modelo completo, en formato Word, para que puedas editarlo directamente con tus datos. Puedes pagar con tarjeta o por PayPal, la forma rápida y segura de pagar en Internet.

¿Qué cláusulas incluye el modelo de contrato de compraventa de vivienda?

Este modelo de contrato privado de compraventa de vivienda recoge varias cuestiones que deberás tener en cuenta para evitar cualquier controversia entre vendedor y comprador.

Así, se incluye aspectos como:

  • Reconocimiento de las partes (comprador y vendedor).
  • Descripción de la finca, casa, piso, vivienda, con mención de la referencia catastral.
  • Precio de la operación de compraventa del inmueble.
  • Forma de pago (al contado o a plazos).
  • Compromiso de llevar el contrato ante notario en un plazo de tiempo determinado.
  • Jurisdicción aplicable.

Si has leído este post, te recomiendo el siguiente artículo relacionado: El contrato de arras o señal es un acuerdo por el que una de las partes se reserva el derecho sobre la compraventa futura (por ejemplo una vivienda) mediante la entrega de una cantidad. El comprador entrega una señal y el vendedor se obliga a vender de acuerdo a lo establecido en el contrato de arras.

Nos vemos online.

CONTRATO DE COMPRAVENTA DE CASA

Los Contratos de Compraventa se pueden encargar de la venta de un Bien Mueble (computadora, auto, etc) o de un Bien Inmueble (terreno, casa, etc). El Contrato de Compraventa de Casa es un Contrato de Compraventa de un Bien Inmueble. Este es un documento legal que establece las bases sobre las cuales se vende una casa, estableciendo principalmente la ubicación y extensión de la misma, así como el precio y las formas de pago.

Las partes que intervienen en la venta son el Comprador y el Vendedor. La parte que entrega la propiedad de la casa a cambio de dinero es el Vendedor; mientras que la parte que adquiere la casa a cambio de un pago es el Comprador.

Los Contratos de Compraventa de Casa se pueden efectuar entre particulares, sean personas físicas o morales (sociedades, instituciones). Mientras, las formas para realizar el pago pueden ser la forma directa, o mediante créditos que otorguen instituciones privadas (bancos) o públicas (INFONAVIT).

Elementos del Contrato de Compraventa de Casa

Varias secciones estructuran a los Contratos de Compraventa de Casa. Se inicia con un apartado de Presentación, luego le siguen Declaraciones, posteriormente las Cláusulas y se finaliza con las Firmas. Expliquemos brevemente los aspectos fundamentales de cada una de estas secciones.

Presentación

Hace referencia a un párrafo que especifica el nombre y tipo de contrato (Contrato de Compraventa de una Casa) y que nombra a los representantes de las partes involucradas. Por ejemplo:

CONTRATO DE COMPRAVENTA DE UNA CASA

Declaraciones del Contrato de Compraventa de Casa

Esta sección es donde las partes indican a las figuras legales que le representan, así como sus datos personales o institucionales. Del mismo modo, deben de establecerse las propiedades de la casa en venta.

Junto a esto, es necesario que cada una de las partes anexe documentos oficiales para amparar sus declaraciones. Para el caso del Vendedor, tiene también que citar y adjuntar una copia de la Escritura de la Propiedad, donde se especifique el número de la Escritura y aquellos datos del Notario que dio fe ante ello.

Cláusulas comunes en un Contrato de Compraventa de Casa

La función de las Cláusulas es especificar los acuerdos por los que se regirán las partes y todas las condiciones bajo las cuales la venta se realiza. De todo el contrato esta sección es la más importante, pues ambas partes quedan atadas a los términos y condiciones que aquí se establecen.

Citemos las categorías fundamentales por las cuales guía la redacción de las cláusulas:

  • Especificaciones de la Casa. Se indica la ubicación de la casa, sus límites, extensión, el estado físico y debe anexarse un plano arquitectónico de la misma.
  • Monto y Formas de pago. Se tiene que especificar el precio al cual se vende la casa. Además, debe indicarse en estas cláusulas cuál será el pago inicial que realizará el Comprador, como también la cantidad mensual que irá pagando, las fechas para realizar el pago y la forma del mismo. Si se estableciera que el pago será presencial y en efectivo, también tiene que indicarse el domicilio donde éste se llevará a cabo.
  • Casos de rescisión. Siempre debe indicarse en unas cláusulas tras cuál cantidad de faltas de pago, por parte del Comprador, el contrato queda anulado. En caso de que así convenga, tendrá que especificarse si no habrá devolución del monto pagado o si se realiza la devolución de un porciento específico.
  • Compromisos en caso de falla en cuanto al concepto de la casa. Es indispensable que se establezca cómo el Vendedor resarcirá alguna falla en cuanto a las propiedades de la casa: menor o mayor extensión que la recogida en el contrato, mal estado no declarado de la casa, entre otras. Por citar un ejemplo, en caso de una extensión menor que la declarada, el Vendedor podrá remendar ese error disminuyendo el costo inicial acordado o por medio de una remuneración económica.

Cláusulas Opcionales

Se pueden agregar al contrato base otras cláusulas para recoger las formas en que se procederá ante contingencias. Entre ellas:

  • Resolución en caso de rescisión del contrato y que se hayan establecido nuevas construcciones por parte del Comprador dentro de las propiedades de la casa. Tiene que indicarse en esta cláusula cómo se procederá en caso de que se anule el contrato pero que haya un valor agregado a la casa por nuevas construcciones que haya realizado el Comprador (por ejemplo, una piscina). Es común que el Vendedor pague el valor de la construcción, o bien que se exima de dicha responsabilidad.

Firmas y anexos

En esta sección, ambas partes realizan la firma del documento. Para ello, se debe escribir el nombre del representante a puño y letra, así como firmar y poner sus huellas dactilares (los pulgares) en los extremos del nombre.

Este proceso de firma debe repetirse en cada una de las páginas del contrato, aunque sean otras secciones. El motivo es garantizar que las partes se responsabilicen de los acuerdos que aparezcan en otras páginas, evitando que en en litigios futuros no se reconozca algún compromiso de otra sección.

* A pesar de toda la información otorgada, siempre debe consultarse con algún abogado el contrato para tener la certeza de que éste es válido y cumple con los requisitos estipulados en la nación en materia de Derecho.

Formato del Contrato de Compraventa de Casa

A continuación te dejamos un formato de Contrato de Compraventa de Casa para que lo pueda descargar gratuitamente. Recuerda que puedes agregar tantas cláusulas como te sean necesarias. Las descargas son gratuitas, seguras e instantáneas.

Formato de Contrato de Compraventa de Casa

Descarga Formato de Compraventa Casa Gratis

Te podria interesar

Si te ha servido este documento compártelo

Existen tres tipos de arras, eligiendo un tipo u otro se tiene la posibilidad de poder echarse atrás y no firmar la compraventa. Los tipos de arras existentes son:

  • Arras confirmatorias

Si estás seguro que quieres comprar la casa, la señal que pagas cuando firmas este documento de arras se restará del precio de la venta. Si en el contrato indicas que las arras son confirmatorias, significa que el dinero que entregas es a cuenta del precio y que es parte del precio final de la compraventa. No podrás arrepentirte, y si la otra parte quiere continuar con la venta podrá obligarte a que compres la vivienda. Recuerda que no puedes echarte atrás y no te devolverán la señal.

  • Arras penales

Estas arras son iguales a las anteriores, pagas para reservar la vivienda, no puedes arrepentirte y tienes que comprar la vivienda. Pero si tú o la otra parte os negáis a firmar la compraventa y con esta negativa produces un daño o molestia por no querer firmar, como pena o indemnización, el comprador perderá el dinero que entregas cuando firmas las arras y el vendedor tendrá que pagarte a ti la misma cantidad de dinero más otra igual, es decir el doble.

Siempre estás obligado a firmar la compraventa, y si intentas negarte o impedir que se firme y produces un daño al otro tendrás que pagar una cantidad de dinero para compensar los daños o el retraso. Recuerda que también se exigirá que cumplas el contrato, es decir, que vendas o que compres la vivienda.

  • Arras penitenciales

Cuándo no estás seguro de querer comprar definitivamente el local, y quieres poder echarte atrás o arrepentirte, entonces necesitas firmar un acuerdo con arras penitenciales.

Con nuestro modelo de Contrato de arras para la compra de una vivienda, entregas una cantidad de dinero, y si al final no quieres comprar o vender, tendrás la oportunidad de no continuar. Si no continuas con la compraventa, perderás la cantidad entregada y si es el vendedor el que no quiere vender tiene que pagar la misma cantidad que recibió del comprador más otra igual, es decir, el doble al que te las entregó. Si finalmente se firma el contrato de compraventa, la cantidad recibida irá a cuenta del precio de la compraventa.

Lo más habitual son las arras penitenciales, sobre todo si no sabes si vas a tener todo el dinero de la compraventa, o no estás seguro de que el banco te conceda la hipoteca, pero te interesa reservar la propiedad. O si eres el vendedor y piensas que puedes encontrar otro comprador que pague más dinero por la vivienda.

También podrás utilizar nuestro Contrato de arras para la compra de un local de forma que si el comprador no compra, perderá las cantidades entregadas y si el vendedor no vende, deberá devolver al comprador por duplicado las arras recibidas.

El contrato de arras

Una opción será firmar un contrato de arras, por el que el comprador entrega un importe y se compromete a pagar el resto del precio del inmueble en el plazo establecido. Asimismo, el vendedor acepta no vender a otro comprador la vivienda hasta que el plazo haya vencido.

“En su vertiente más extendida, la de arras potenciales”, redunda González, “el contrato permite al comprador librarse de su obligación de compra perdiendo las arras, y al vendedor desligarse de su obligación de venta si devuelve el doble del importe de las arras”.

Paga y señal

No obstante, existe otro tipo de arras, que en Derecho se denominan confirmatorias, y que se conoce más habitualmente por «contrato de paga y señal». En este caso, no se permite a ninguna de las dos partes desistir de la obligación que adquieren con la firma del contrato. Si una incumple lo pactado, la otra le puede obligar a satisfacer las condiciones del contrato y hasta solicitar una indemnización por los prejuicios que haya sufrido.

La opción de compra

La tercera posibilidad evocada por González es el contrato de opción de compra, que permite al interesado iniciar en cualquier momento un proceso de adquisición del inmueble durante un tiempo determinado mientras se comprometa a pagar al potencial vendedor una prima. Según esta fórmula, el potencial comprador no tiene ninguna obligación de comprar, pero el potencial comprador sí se compromete a no ceder el inmueble a un tercero. “Se puede estipular que el importe pagado por la opción de compra se descuente del precio del inmueble si se lleva a cabo la compraventa”, añade el letrado.

Esta situación se da más a menudo, en palabras de González, cuando las partes ya han suscrito un contrato de arrendamientos. A veces se concede al arrendatario optar a la compra de la vivienda de la que ya es inquilino. De esta forma, “es mucho más difícil que surjan sorpresas después de la compra sobre el estado del inmueble”, explica el abogado, “ya que el comprador conoce perfectamente sus características”.

Ventajas para ambas partes

¿Qué puede alentar la formalización de una reserva de compra? “El comprador se asegura de que va a completar la transacción por el precio acordado en la fecha establecida”, lo que le dará tiempo para reunir el dinero suficiente, contesta Amor Pelegrí, socia fundadora del despacho de abogados Pelegrí. “Por su parte, el vendedor tendrá la posibilidad de realizar las gestiones pertinentes de una nueva vivienda sabiendo con exactitud el día en que deberá abandonar definitivamente la vivienda traspasada y el momento a partir del cual podrá disponer del dinero que perciba del comprador”, abunda.

Asimismo, el vendedor sabe que, si finalmente la operación no se llevara a cabo, obtendrá por lo menos una compensación económica por haber tenido que renunciar a la oportunidad de ceder su vivienda a un tercero.

El notario, opcional pero aconsejable

Los expertos consultados excluyen que, en este proceso, la figura del notario sea imprescindible. “Todos estos contratos se pueden plasmar en un documento privado, que no requiere una forma particular”, confirma González. Pese a ello y a que “eleva los costes de la operación”, para reforzar la posición de la parte cumplidora frente a un eventual incumplimiento de la contraparte, es “recomendable” acudir a un notario y hacer público el documento.

Un contrato de opción de compra se puede incluso inscribir en el Registro de la propiedad, una vez elevado a público ante el notario, lo que supone, una vez más, un coste adicional. De esta manera, sin embargo, el comprador se asegura que cualquier tercero pueda comprobar que el inmueble que pretende adquirir está gravado por la opción de compra, así que será más difícil para el vendedor incumplir con el contrato. “Es un plus de garantía”, subraya González.

Última instancia, recurrir a juicio

Si una parte, pese a todo, no respeta el contrato por el que se establecía la reserva de compra de la vivienda, la otra “deberá acudir a un letrado para intentar que se avenga a cumplir de forma extrajudicial”, aconseja González. En el caso de que este planteamiento no tenga éxito, siempre quedará la posibilidad de iniciar un procedimiento judicial por vía civil que, según la experiencia del letrado, “finalizará en un plazo de nueve meses a un año”, aproximadamente.

¿Qué es el contrato de arras y cómo se reserva una casa?

Si has visto la casa de tu sueños, el hogar perfecto para ti y tu familia, pero aún no tienes los fondos suficientes para poder hacer frente a la compra de un inmueble y todos sus gastos, estás de suerte. Te explicamos cómo hacer el contrato de arras, el contrato de reserva de una vivienda.

¿Qué es el contrato de arras?

Un contrato de arras, también conocido como «la señal de una casa», es un acuerdo formal y privado que firman el vendedor de una propiedad y el comprador, que actúa como contrato de reserva de una vivienda. Para ello se adelanta una cantidad de dinero en concepto de señal.

Es decir, el contrato de arras es un preacuerdo que obliga a firmar el contrato de compraventa de una propiedad posteriormente. Su validez se deja por escrito y su vigencia se puede acordar previamente.

¿Cuánto dinero hay que dejar de señal en un contrato de arras?

Al reservar una casa mediante un contrato de reserva de vivienda, hay que dejar una señal. Habitualmente esta cantidad oscila entre el 5% y el 15% del valor de venta de la propiedad. Esta cantidad se acuerda con el vendedor y se entrega en el momento acordado en el contrato.

Por ejemplo, si quieres reservar una casa valorada en 250.000€, tendrás que pagar entre 12.500€ y 37.500€ al vendedor. Además, si la casa es de obra nueva, también tendrás que pagar el 10% de IVA de la señal.

Cabe destacar que este pago no es un extra, sino que se descuenta del precio final de la casa. Por lo tanto, si has pagado 12.500€ por reservar una casa de segunda mano, tendrás que pagar 237.500€ para completar la compra.

Tipos de contratos de arras

Existen tres tipos de contratos de reserva de vivienda, según las necesidades particulares de cada vendedor y comprador:

  • Penitencial o de desistimiento.
  • Penal.
  • Confirmatorio.

¿Qué es un contrato de arras penitenciales o arras de desistimiento?

El contrato de arras penitenciales, o arras de desistimiento, es la versión más flexible de contrato de reserva de vivienda. En ellas, tanto el comprador como el vendedor pueden desvincularse del contrato unilateralmente. Sin embargo, al hacerlo, aquel que haya desistido tendrá que afrontar una indemnización de daños y perjuicios:

  • Si el comprador incumple los términos y las obligaciones del contrato perderá toda la cantidad entregada de forma automática.
  • Si es el vendedor quien lo incumple, deberá pagar al comprador el doble de la cantidad recibida de forma automática.

Ahora bien, es crucial revisar bien el contrato de arras penitenciales, ya que estas consecuencias deben establecerse de forma muy clara. Otra opción es que se haga mención en el contrato del artículo 1454 del Código Civil, donde se aclara este punto.

Debes prestar especial atención antes de firmar, ya que cualquier pequeña variación en el texto puede hacer que se convierta en otro tipo de contrato de arras.

¿Qué es un contrato de arras penales?

A diferencia del caso anterior, el contrato de arras penales se realiza para asegurar que la compra de la casa se va a cumplir.

Según viene recogido en los artículos 1152 y 1153 del Código Civil, si una de las partes no cumple el contrato deberá afrontar la indemnización de daños y perjuicios mencionada en el punto anterior (perder la señal o devolver el doble de esta de forma automática).

Además, la parte que sí cumple el contrato podrá escoger entre:

  • Renunciar al contrato y conformarse con la indemnización.
  • Obligar a la otra parte a completar la compraventa (además de recibir la indemnización).

En cualquier caso, el juez podrá moderar la indemnización y la obligación de completar la compra de la casa.

¿Qué es un contrato de arras confirmatorias?

El contrato de arras confirmatorias es la versión más sencilla de contrato de reserva de vivienda y viene recogido en el artículo 1124 del Código Civil. Como su propio nombre indica, confirma la compraventa y es una garantía para el comprador y vendedor. Sus características son las siguientes:

  • El comprador y el vendedor acuerdan el precio de la reserva.
  • Se establece un plazo para realizar el pago inicial (reserva) y el pago final (el resto del valor de la casa).
  • En caso de incumplimiento, no se pierde automáticamente la reserva. Habría que acudir a juicio, donde se determinarían las consecuencias para la parte que ha desistido del contrato.
  • La parte perjudicada puede escoger entre seguir adelante con la compraventa o en desistir. En ambos casos, el perjudicado deberá demostrar los daños y perjuicios ante el juez. Solo entonces podrá exigir una indemnización.

¿Cuándo se puede romper un contrato de arras?

Solo se puede romper un contrato de arras sin tener que pagar la indemnización si eres el comprador y encuentras vicios ocultos en la casa. Es decir, si la casa cuenta con defectos graves que no se han señalado en el contrato de arras. Recuerda que solo puedes reclamar por vicios ocultos hasta 6 meses después de la firma del contrato y se deben cumplir estos requisitos:

  1. El vicio tiene que ser evidentemente oculto.
  2. Tiene que existir antes de la venta.
  3. Debe ser lo suficientemente grave y relevante como para reducir el precio de venta de la casa.

¿Qué debe constar en un contrato de arras?

En cualquier contrato de reserva de vivienda, sea del tipo que sea, debe estar incluida la siguiente información:

  • Datos personales: es decir, del comprador y del vendedor, incluyendo el DNI.
  • Información sobre la vivienda: ello incluye dirección, todas las características y extras (garaje, trastero, etc.), descripción registral de la finca, número de referencia catastral, número de cédula de habitabilidad y fecha de expedición.
  • Precio de venta por el que se compra la casa y la forma de pago. Este precio no podrá variar en el futuro.
  • Fecha límite para formalizar la venta de la casa.
  • Cargas e impuestos que afecten a la vivienda.
  • Gastos de compraventa: en el contrato debe quedar claro quién pagará qué gastos de la venta de la casa.
  • Señal: es decir, la cantidad de dinero que se entrega en el contrato de arras. Debe establecerse si esa cantidad se va a descontar del precio final. Es clave aclarar esto en el contrato para evitar problemas en el futuro.

Contratos de arras para matrimonios y parejas

En el caso de que desees adquirir el inmueble junto a tu pareja o esposo/a, debes saber que:

  • Si estáis en régimen de gananciales, quien firma el documento lo hace en nombre de su sociedad de gananciales, es decir, de los dos.
  • Si estáis en régimen de separación de bienes, o no estáis casados, los dos tenéis que aparecer en el contrato para poder ser cotitulares y tener los mismos derechos.

¿Cómo hacer un contrato de arras para comprar una casa?

Como puedes ver, los contratos de arras son un asunto delicado en el que hay que prestar mucha atención. Lo mejor que puedes hacer es contar con la ayuda de un profesional que se encargue de defender tus intereses.

Si necesitas un contrato de reserva de vivienda para vender o comprar una casa, en Housell te ayudamos. Ofrecemos servicios inmobiliarios, de marketing y legales entre los que se encuentra la redacción y supervisión de contratos de arras. Además, te ahorrarás miles de euros en comisiones de agencia inmobiliaria. Llámanos al 900 622 160 y resolveremos todas tus dudas.

Modelo contrato de arras: esto es lo que debe incluir

Spread the love

  • Tweet

Aunque firmar un contrato de arras era algo bastante frecuente hace una década, la costumbre empezó a perderse sustituyéndose por otros documentos. Ahora que la recuperación económica comienza a notarse tibiamente, y con el aumento de la demanda del mercado inmobiliario, vuelve a ser frecuente encontrarse con este escrito. Sin embargo, ello implica que muchas personas desconocen exactamente de qué se trata. Por eso hoy queremos explicarte en esta guía práctica todo lo que debes saber sobre el modelo de contrato de arras.

Qué es un contrato de arras

Si te preguntas qué es un contrato de arras comenzamos esta pequeña guía sobre este tema con una definición simple. Aunque luego verás que el concepto es mucho más complejo:

Cuando se habla de contratos de arras se habla de lo que se conoce legalmente como pre-contrato. Es decir, se está señalando la obligación de firmar un contrato con consecuencias económicas o de otro tipo si no se hace. En realidad, se trata de un documento privado en el que las partes interesadas en una operación de compra-venta declaran la reserva de dicho bien o de dicho inmueble. Para que esta pueda ser efectiva y garantizar el derecho a ambos se pacta la entrega de una señal en forma de capital. Dicho importe se recoge en el contrato.

Contrato de arras modelo

VENDEDOR
xxxx

COMPRADOR
xxx

INTERVIENEN

En su propio nombre y derecho y se reconocen capacidad legal necesaria para el otorgamiento del presente documento, lo que llevan a efecto bajo los siguientes:

ANTECEDENTES

I.- Que x vendedor es dueño de la vivienda situada en x, registro de la propiedad x. De ahora en adelante los vendedores.

CONVIENEN

Primero. El vendedor se obligan a vender a x. quien se obliga a comprar, la finca descrita en el antecedente I, en estado libre de cargas y de arrendamientos, como cuerpo cierto, con cuanto le sea principal, accesorio, integrante y dependiente y al corriente de contribuciones, impuestos y gastos de la comunidad, por el precio de precio venta final de la vivienda.

Segundo. x, entrega a x vía forma_de_pago a cuenta y como señal de la compra-venta futura, la cantidad de cantidad señal en euros, que perderá si incumpliera lo convenido en el presente documento, o tendrá derecho a percibir doblada si el incumplimiento se produjera por los vendedores.

Tercero. nombre_comprador, se obliga a entregar el 10% del precio convenido de compra venta en el plazo máximo de x días días naturales contados desde el día de la firma de este contrato. La entrega del restante se hará simultáneamente al otorgamiento de la escritura pública de compra-venta. El plazo máximo para la formalización de la escritura será el fecha.

Cuarto. Todos los gastos e impuestos y derechos de este contrato y de la escritura pública de compra-venta que en su día se otorgue, hasta su inscripción en el Registro de la Propiedad serán de cuenta de la parte compradora, excepto el Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (plusvalía), que pagará la parte vendedora.
La elección del notario autorizante de la referida escritura corresponderá a la parte compradora. Los gastos del inmueble anteriores al otorgamiento de la escritura pública serán de cuenta de la parte vendedora.

En x , a x de x de x

Qué debe incluir un modelo de contrato de arras obligatoriamente

  • Comparecientes. Tanto comprador como vendedor deben aparecer identificados con DNI.
  • Descripción. Se debe describir el bien objeto de la venta aunque no de forma demasiado exhaustiva. Bastará con incluir su localización y la superficie. Deben aparecer con mención expresa los anexos si los hubiera.
  • Registro. Aunque no es algo habitual es importante. Esto garantiza al comprador que el vendedor es quien dice ser y que no hay cargas ocultas sobre el bien.
  • Cargas. Lo mismo que en el caso anterior.
  • Arras. Se hace referencia a la señal que se entrega. No existe una cifra exacta. Los expertos recomiendan que se sitúe entre 5% y un 15% del precio del bien. El Código Civil indica que si el comprador se retracta, pierde la señal. Si lo hace el vendedor, debe devolver dicha cantidad multiplicada por dos. Si se redacta de otro modo, se admite pacto en contrario.
  • Financiación. Se puede incluir optativamente la devolución de arras si no obtiene financiación el comprador.
  • Precio. Además de detallarlo, es conveniente fijar una fecha concreta en la que será entregado el importe restante.
  • Gastos. Aunque hay libertad contractual. La ley recomienda que el comprador asuma todo a excepción de la plusvalía.

Los conceptos que debes conocer sobre un contrato de arras

1- La señal propiamente dicha. Se trata del dinero que abona el comprador previamente a la compra como entrega anticipada de dicho precio final. Es el equivalente a una confirmación del contrato de compra-venta. Eso significa que si una parte se echa atrás, se pueden reclamar incluso daños y perjuicios.

2- Las Arras penitenciales. Se trata de un pacto expreso entre las partes que les permite apartarse del cumplimiento del contrato. Si se atiene al Código Civil, el vendedor puede hacerlo devolviendo la cantidad de la señal duplicada. El comprador, aceptando que perderá la señal. Para redactarlo correctamente puedes seguir este ejemplo:

Por la compra del inmueble descrito, el comprador entrega x euros en concepto de arras penitenciales. En virtud de estas se reconoce la posibilidad resolutoria del pacto de compraventa que suscriben en la forma y efectos previstos en el art. 1.454 del Código Civil.

3- Las Arras penales. Se trata de una variedad de la propia señal. En este caso, se indica la cantidad de dinero en concepto de indemnización que las partes deben abonar si incumplen el contrato de arras. Un ejemplo sería:

En este acto, y por la compra del bien descrito, el comprador entrega la cantidad de x euros en concepto de pago parcial anticipado. Se otorga con esta por parte del vendedor documento carta de pago. Ambas partes establecen de mutuo acuerdo para caso de incumplimiento:
Del vendedor: la devolución de la cantidad de x euros más el 50% de indemnización, en concepto de arras penales.
Del comprador: su pérdida.
Y sin perjuicio en ambos casos del derecho que asiste a la otra parte de exigir el cumplimiento del contrato.

Arras penitenciales (entrega de señal compraventa de inmueble)

Este documento recoge un pacto de entrega de Arras Penitenciales. Las arras penitenciales suponen que, previamente al otorgamiento de escritura pública de compraventa, la parte compradora o adquirente entregará a la parte vendedora una determinada cantidad o precio acordado por las mismas, y que les permitiría, a posteriori, no llevar a cabo dicha compraventa.

Por tanto, este documento no representa, por sí mismo, un documento de compraventa de bien inmueble. La compraventa se deberá llevar a cabo a través del correspondiente contrato de compraventa. Así, el documento representa una obligación facultativa a las que las partes de una compraventa se comprometen con el objetivo de tener la libertad de poder desvincularse del contrato de la compraventa sin más «penalización» que:

– para la parte vendedora: devolver las arras penitenciales por duplicado a la parte compradora; o

– para la parte compradora: renunciar a las arras penitenciales entregadas a la parte vendedora.

En el caso de que se desee entregar arras sobre un bien distinto a un inmueble (como puede ser un vehículo, electrodomésticos o cualquier tipo de maquinaria) se deberá firmar un contrato de promesa de compraventa de bien mueble.

¿Cómo utilizar este documento?

Comúnmente, se suele decir que las arras penitenciales suponen la entrega de una señal del precio de compraventa del bien inmueble (vivienda, solar, etc.); no obstante, si bien esta es la práctica habitual, esto solo sucederá en caso de que ambas partes decidan continuar con la transacción de compraventa y, otorgar definitivamente la escritura pública ante Notario.

Mediante el uso de este pacto las partes podrán acordar libremente la cantidad de arras que recibirá la parte vendedora de la parte compradora así como el plazo de tiempo determinado en días en el que las partes deberán, bien finalizar la compraventa mediante el otorgamiento de escritura pública, bien desistir de su voluntad de seguir adelante con ella.

El pacto deberá ser firmado por las partes y un ejemplar entregado a cada parte. Para dotarlo de un mayor nivel de seguridad, las firmas han de figurar no sólo en la sección final del documento, sino también en el borde izquierdo de cada página que compone el documento, incluyendo, en su caso, las páginas de los anexos, si los hubiere, como por ejemplo, aquel anexo donde se recogiese una nota simple del registro de la propiedad, un plano de la vivienda, o el certificado energético, etc.

Derecho Aplicable

En general, este documento emana del Artículo 1.454 del Código Civil. Así pues, le serán de aplicación este artículo y sus concordantes.

Ayuda de un abogado

También tienes la opción de consultar a un abogado si necesitas ayuda.

El abogado puede contestar a tus preguntas o ayudarte en tus trámites. Al final de la creación del documento, se te ofrecerá esta opción.

¿Cómo modificar el modelo?

Rellenas un formulario. El documento se va redactando ante tus ojos, en función de tus respuestas.

Al finalizar, lo recibirás en los formatos Word y PDF. Puedes modificarlo y volver a utilizarlo.

Contrato de arras: Qué es y modelo de contrato de arras

5 / 5 ( 4 votes )

Una vez que se ha encontrado el inmueble ideal, y se está seguro de querer comprarlo, se necesita un tiempo para poder preparar la firma de la escritura de compraventa en la notaría, así como para pedir en su caso un préstamo hipotecario. Por todo ello es necesario firmar un contrato de arras.

El contrato de arras se trata de un contrato privado entre el propietario del bien inmueble y el comprador. Al firmarlo las partes adquieren una serie de derechos y obligaciones que deben cumplir.

¿Para qué sirve el contrato de arras?

Sirve para dar seguridad al propietario de un inmueble y a su comprador, al comprometer a ambos a perfeccionar la compraventa en un plazo posterior, con la garantía de una cantidad de dinero, las arras.

Normalmente la cantidad o importe a desembolsar en concepto de arras suele estar entre el 5 y el 15% del precio de compraventa. Dicha cantidad lo es a cuenta del total precio estipulado para la compraventa.

¿Que datos tienen que aparecer en el contrato?

Es muy importante que previamente a la firma del contrato de arras se haya comprobado la titularidad del inmueble así como el estado de cargas solicitando una nota simple al registro de la propiedad.

El contrato de arras debe contar con:

  • Datos de las partes compradora y vendedora, incluyendo nombre y apellidos, NIF, dirección. Deben constar todos los propietarios del inmueble en la parte vendedora.
  • Datos del inmueble. En este apartado debe estar la dirección completa, el número de referencia catastral, el número de finca registral y una breve descripción del inmueble.
  • Precio de la compraventa.
  • Importe de las arras y forma de entrega. Adjuntando como anexo al contrato fotocopia del talón, justificante de la transferencia, etc.
  • Fecha máxima para el otorgamiento de la escritura pública.
  • Reparto de los gastos.

Modelo de contrato de arras

Existen tres tipos de contratos de arras diferentes en la actualidad.

Contrato arras penitenciales también conocidas como arras de desistimiento.

Esta modalidad de arras es la más utilizada y se corresponde con las reguladas en el artículo 1454 del código civil, que establece lo siguiente: “Si hubiesen mediado arras o señal en el contrato de compra y venta, podrá rescindirse el contrato allanándose el comprador a perderlas, o el vendedor a devolverlas duplicadas”.

En este tipo de contrato, las partes pueden desistir de la compraventa del inmueble en cualquier momento posterior a la firma del contrato de arras. Siendo las consecuencias del desistimiento las siguientes:

  • En el caso de desistimiento por parte del comprador, este perderá las cantidades que hubiera puesto a disposición del vendedor en concepto de señal y pago a cuenta del precio.
  • Si desistiera el vendedor el comprador percibirá de ésta la cantidad que entrego, duplicada.

Contrato de arras confirmatorias

En este caso, las arras garantizan que la compraventa se va a realizar y suponen un anticipo, por lo que la entrega es a cuenta del precio. Este tipo de contrato, no concede la facultad de desistimiento. Por tanto, el incumplimiento del contrato de arras confirmatorias por cualquiera de las partes faculta a la parte perjudicada a optar entre:

  • Exigir el cumplimiento del contrato.
  • Solicitar la resolución del contrato.

Con el resarcimiento de daños y abono de intereses en ambos casos.

En el caso de que no se especifique nada en el contrato, se entenderá que las arras pactadas son confirmatorias.

Contrato de arras penales

Al igual que en las arras confirmatorias, ninguna de las partes puede echarse atrás.

En este tipo de contrato, lo que se estipula es cuál sería la indemnización a abonar por las dos partes en caso de incumplimiento. En caso de incumplimiento, la parte que incumpla tendrá que abonar a la otra parte dicha cantidad mientras que la parte perjudicada, recibirá el pago de la pena y podrá optar entre exigir el cumplimiento o solicitar la resolución del contrato.

Si quieres saber más sobre este tema u otras cuestiones, no dude en ponerse en contacto con Callaghan Inmobiliaria (Inmobiliaria Valencia) servicios inmobiliarios y le ayudaremos.

¿Qué son las arras confirmatorias?

Llevamos varios posts hablando de los tipos de arras que existen y durante el post de hoy nos vamos a centrar en qué son las arras confirmatorias. Asimismo, te enseñaremos cómo es un modelo de arras confirmatorias y te contaremos lo que necesitas saber sobre la devolución de unas arras confirmatorias. A la gran duda de qué son las arras confirmatorias tienes que saber que las arras son una fianza, una seguridad, para confirmar un contrato.

Un contrato de arras confirmatorias es un contrato privado que se firma por propietario y comprador, sin necesidad de que haya un notario presente, donde las partes pactan de alguna manera la reserva de una compraventa de un bien mueble e inmueble como puede ser una vivienda. A cambio, el comprador entrega al vendedor una cantidad de dinero, a modo de señal. Es muy importante que se especifique qué tipo de contrato de arras estamos hablando porque las consecuencias de quebrar un contrato de arras confirmatorias o un contrato de arras penitenciales es diferente para cada una. En el contrato de arras confirmatorias la cantidad de dinero que se entrega supone una especie de fianza, es decir, que si una de las partes incumple el trato no tiene por qué perder el dinero entregado. Sin embargo, a diferencia del contrato de arras confirmatorias, las arras penitenciales establecen una garantía del cumplimiento de dicho contrato, porque si se incumple el contrato la parte afectada será indemnizada por los daños y perjuicios de la otra parte.

Condiciones contrato de arras confirmatorias

El contrato de arras confirmatorias es el menos común de los contratos de arras. Si en un contrato de arras no se especifica el tipo que es, automáticamente se califican como contrato de arras confirmatorias. Presta atención a las características y condiciones de un contrato de arras confirmatorias, aunque más adelante vamos a enseñarte un modelo de contrato de arras confirmatorias.

  • En cualquier modelo de arras confirmatorias verás que no se puede resolver el contrato como en las arras penitenciales. El comprador, que entrega las arras, puede exigir el cumplimiento del contrato porque ya ha comenzado a ejecutarse.
  • Si eres vendedor, te interesará saber que te beneficia un modelo de contrato de arras confirmatorias porque puede demandar el cumplimiento del contrato.
  • Debe quedar claro que nos referimos al contrato de arras confirmatorias y que haya voluntad de las partes.

Como te adelantábamos, vamos a ponerte un ejemplo de modelo de arras confirmatorias (si pinchas en las imagénes, verás mejor el modelo de arras confirmatorias):

Devolución de arras confirmatorias

Antes de irnos, vamos a contarte qué pasaría si se incumpliera un contrato de arras confirmatorias, así como de los otros tipos de contratos de arras para que lo veas más claro.

Si se trata de un contrato de arras confirmatorias y una de las partes no cumple con lo establecido, se puede exigir el cumplimiento o la resolución del contrato. Si se trata de un contrato de arras penitenciales, ambas partes se pueden deshacer del contrato. Se puede rescindir el contrato si el comprador está dispuesto a perder el dinero entregado y el vendedor a doblar la cantidad entregada por el comprador. Es importante que se deje estipulado en el contrato las consecuencias que pueden tener ambas partes en caso de incumplimiento. Y por último, en el caso de las arras penales, el dinero que se entrega es por daños y perjuicios en caso de que las partes incumplan el contrato. Este contrato actúa como una forma de obligar a ambas partes a que cumplan con su parte. Hasta aquí todo lo que tienes que saber sobre la devolución de arras confirmatorias.

En cualquier caso, si necesitas vender una vivienda nosotros te la compramos directamente. Rellena este formulario y en 24 horas recibirás una oferta indicativa. Uno de nuestros asesores profesionales irá a visitar la casa para darte la oferta final. Si te encaja, estupendo, nosotros nos encargamos del papeleo para que no tengas que preocuparte por nada y en 7 días nos vemos en el notario, porque estaremos comprando tu casa y pagándote de inmediato. Sin comisiones ni honorarios. ¡Así de rápido, sencillo y transparente! Nos leemos en el próximo post ;

Los modelos de contratos de arras y su importancia actualmente

Herramientas para el texto

  • Tweet

Civil

11 de Octubre de 2017

Si vas a comprar algún tipo de bien y te planteas redactar y firmar un contrato de arras, no te asustes. Ya que este documentos es beneficioso para las dos partes. Estáis firmando un acuerdo en el que se establecen una serie de cláusulas y se pacta por ejemplo la forma de pago.

tuAppbogado

El contrato de arras en el paso anterior a la firma real de la compraventa o alquiler del inmueble. Es como una reserva. «Un pacto entre caballeros».

¿Qué es y para qué se utiliza un contrato de arras?

El contrato de arras se define como un contrato privado que firma tanto el propietario o propietarios del bien como el comprador o compradores sin la necesidad de que un notario esté presente. En este documento se pactará la reserva de la compraventa o alquiler y se entrega una señal para hacer efectiva esa reserva. Este modelo se engloba en los llamados pre-contratos, ya que los que está pactado es la obligación de firmar un contrato ante notario en el futuro, y así hacerse efectiva la venta.

Lo habitual en este tipo de procedimiento es marcar dos pagos, uno en el momento de la firma del contrato de arras, como señal, para reservar del inmueble. Y el otro pago se hará efectivo en el momento de la firma del contrato. Lo normal es que entre la firma de uno y otro contrato se establezca un plazo de dos meses como máximo. De esta forma ambas partes cuentan con tiempo suficiente para gestionar todo el papeleo necesario para la compraventa o alquiler de una vivienda.

Como puedes observar este contrato previo a efectuarse la compra, desconocido para la mayoría de la sociedad, es muy beneficioso. Ya que el comprador cuenta con una garantía de que el inmueble o bien será suyo y el vendedor se despreocupa hasta el momento de la firma ante notario y también tiene asegurada la operación. Si en un momento dado tienes problemas con un propietario debes plantearte poner una reclamación para preservar todos tus derechos

Ejemplo de contrato de arras

Existen tres modelos entre los que podrás elegir a la hora de firmar un pre-contrato o contrato de arras.

  • Contrato de arras confirmatorias
  • Contrato de arras para un local comercial

Cualquiera de estos son un modelo contrato de arras perfecto para firmar como pre-contrato en la próxima compraventa o alquiler inmueble. Firmando este documento te aseguras la reserva de lo que vayas a comprar. Pero si aún no estás convencido de sus beneficios, deberías contactar con un abogado y que él te explique pormenorizadamente todas las ventajas que tienen.

tuAppbogado,
Número de artículos del autor 36
Posicionamiento en el ranking de contenidos 19

Quieres comprar un piso, un coche o cualquier otro bien pero quieres ir con seguridad, lo mejor es que firmes un contrato de arras, que te lo ofrecemos en nuestra web para que te lo descargues gratis.

Este contrato te da una seguridad extra, antes de firmar un contrato de compraventa, te permite reservarte un derecho sobre lo que quieres comprar, pero te da tiempo para estudiar mejor al vendedor, puede que no sea muy fiable o la cosa que quieres comprar.

Contenidos de la página

✅ Descargar Contrato de arras en PDF o Word:​

Te mostramos un modelo o tipo básico, que te sirve como base de trabajo, pero es importante que acudas a un profesional cualificado para que te asesore convenientemente, ni puedes dejar en manos inexpertas la compra de una casa o un vehículo.

✪ Descarga Modelo de Contrato de arras Gratis.​

Ambas partes salen beneficiadas de firmar este tipo de contrato. Este tipo de contrato juega un papel importante sobre todo cuando se hablan de cantidades importantes de dinero.

Se suele reflejar los datos básicos de bien que se quiere adquirir, así como los de ambas partes que quieren participar en un futuro en el contrato de compraventa.

Este tipo de contrato es un paso previo, no confundir con una señal de reserva, dado que esta figura ya existe, en el contrato de arras, ambas partes ya han decidido realizar la compra, solo que se abona una cantidad pequeña, en torno al diez por ciento, para dar tiempo a que una de las partes pueda solicitar un préstamo o un peritaje sobre el bien.

La firma del contrato de arras es una garantía de compra, el vendedor abona ya una parte del bien, pero si luego no se realiza la venta, la parte que no ejecutó su cláusula de venta debe indemnizar a la otra con el doble de lo abonado en el contrato de arras.

👉 Las arras evitan los falsos anticipos

Muchas veces se acuerdan señales de anticipos por pequeñas cantidades en relación al bien que se quiere vender o comprar.

Estos pequeños anticipos a veces solo tienen la intención de retrasar la venta por otros interese ocultos, por lindes, vecinos, esperar otras ofertas de bienes parecidos, perjudicando la operación para el vendedor.

Por eso se firma un contrato de arras, que es un paso más firma que un anticipo o señal, obligando a pagar ya una cantidad mayor a la firma del contrato de arras, y además incluyendo normalmente cláusulas de penalización altas si una de las partes no ejecuta su obligación de venta o compra.

Gracias a este precontrato, ambas partes quedan ligadas por el documento, a la espera de novedades y con obligaciones futuras que tienen que asumir.

👉 Tipos de contratos de arras

Al ser un acuerdo privado entre partes, se pueden dar muchos tipos de modalidades de contratos de arras, aunque se reconocen oficialmente tres tipos o modelos de contratos de arras según sea la sanción económica o penalización para ambas partes.

✅ Contraro de arras confirmatorias

Este tipo de contrato destaca porque si uno de los participantes decide no ejercer su obligación de venta o compra, la otra tiene el derecho a exigirle el cumplimiento íntegro del contrato, y ante la negativa de la otra parte solicitar los daños o perjuicios que se le ha podido causar por no ejercer su obligación.

Al mismo tiempo que se le reclama la cantidad de dinero que se considere necesaria para reparar los daños se da también por terminado el contrato y sus efectos.

En este caso se tendrá que valorar en cada momento cuales son los valores de los daños causados.

✅ Contraro de arras penitenciales

En este modelo o tipo de acuerdo se firma sobre la obligación del comprador de ejercer su opción de compra.

Es una garantía para el vendedor, que ya ha cerrad el acuerdo en exclusiva con el comprador, pero está pendiente de que pueda conseguir el dinero o las circunstancias personales que necesite, para ejercer completamente la compraventa.

En el caso de las viviendas es muy normal reservar una casa, pagar una señal y firmar un contrato de arras, de esta manera el comprador se garantiza de que el vendedor retire del mercado su propiedad, pero queda a expensas de que le concedan un préstamo.

En el caso de que no le concedan finalmente el préstamo, pues al firmar el contrato de arras penitenciales el comprador perderá la cantidad aportada en el contrato de arras o una cantidad que sea el doble, si ambas partes lo acordaron.

La penalización puede ser la que se pacte por ambas partes, la Ley no especifica nada detallado en este aspecto.

✅ Contraro de arras penales

Este tipo de contrato lo que da es mayor seguridad a ambas partes, porque aparte de reclamar la cantidad, como el aparatado anterior, por incumplimiento del acuerdo firmado, se otorga a las partes a reclamar por vía penal las cantidades.

Es muy parecido a los contratos anteriormente descritos, pero dándole un mayor poder de reclamación a ambas partes.

👉 Cuidado con los vicios ocultos

Un aspecto importante son los vicios ocultos que pueden aparecer en el bien se quiere comprar.

Estos vicios son desperfectos o fallos que no se ven a simple vista, que a la hora de firmar el contrato de arras no eran evidentes.

Si salen estos vicios, y son de antes de la firma del contrato de arras, el comprador podrá solicitar la restitución de su dinero, reclamar las penalizaciones que crea conveniente y no ejercer su derecho a compra hasta que se arreglen o porque consideren que afectan de forma considerable y grave al bien y ya no le interesa ejercer su obligación de compra.

✅ Modelo y plantilla general de contrato de compra y venta de un terreno :

1.- Especificar bien los datos del terreno, las lindes, los vecinos, accesos, superficie, edificaciones que hay en ella y que esta libre de cargas y al corriente de pagos en impuestos y tasas.

2.- Fecha de firma del contrato y fecha de pagos si se deciden fraccionar en varios plazos. Especificar que un incumplimiento del pago puede llevar a invalidar el contrato.

3.- Datos completos de ambas partes: La del del Arrendador y la del Arrendatario. Si es una empresa, poner los datos del registro de la empresa y el representante.

4.- Especificar los datos de ambas partes para las comunicaciones: Email, teléfono, dirección.

5.- Reconocimiento de ambas partes para poder firmar el contrato.

6.- Especificar quien asumirá los gastos de escritura y notaría.

7.- Poner fecha de entrega del bien.

8.- Firma y datos de los participantes en el contrato.

Firmar un contrato de arras a la hora de proceder a la compraventa de un inmueble puede ser muy beneficioso tanto para el comprador como para el vendedor del mismo, ya que supone una garantía para ambos. A continuación te explicamos todo lo que debes saber acerca de esta práctica, y los diferentes tipos de contratos de arras que existen.

Contrato de arras, ¿qué es?

El contrato de arras, también conocido como anticipo, se trata de un contrato privado que supone el compromiso de llevar a cabo una compraventa de un inmueble. Por lo tanto, el comprador de la vivienda entregará como reserva una determinada cantidad económica. En este contrato se recogerán todos los detalles del acuerdo: importe, forma de pago, reparto de los diferentes gastos, y plazo de formalización del contrato, entre otros.

¿Qué clases de arras existen?

Podemos diferenciar hasta tres tipos de arras, y esto es algo que debemos tener muy en cuenta, ya que dependiendo del tipo de contrato que firmemos las consecuencias van a ser distintas:

Arras confirmatorias

Las arras confirmatorias son prueba de la perfección del contrato de compraventa. Garantizan que la compraventa se va a realizar y suponen un anticipo, por lo que la entrega es a cuenta del precio. Es importante tener en cuenta que las arras confirmatorias no conceden una facultad de desistimiento del contrato, por lo tanto si éste se incumpliese, la parte perjudicada tendrá dos opciones:

  • exigir el cumplimiento
  • la resolución de la obligación, que además vendrá acompañada por el resarcimiento de daños y abono de intereses, cuando dichos daños sean probados, todo esto conforme a lo que dicta el artículo 1124 del Código Civil.

En el caso de que no se espefique nada en el contrato, se entenderá que las arras pactadas son confirmatorias. A continuación os dejamos un modelo de contrato de arras confirmatorias:

Fuente: modelocontrato.net

Arras penitenciales

Las arras penitenciales, también conocidas como arras de desistimiento, se diferencian de las confirmatorias precisamente en que permiten desistir libremente del contrato a cualquiera de las partes. En esta ocasión, las consecuencias de dicho desistimiento son abonar la cantidad que se haya fijado previamente en las arras. Por este motivo, se deberá indicar en el contrato cuál será la cantidad a abonar en el caso de que se diera el desistimiento. Las consecuencias serán distintas dependiendo de si incumple el comprador o el vendedor, tal y como se reconoce en el artículo 1454 del Código Civil.

  • En el caso de incumplimiento por parte del comprador, éste perderá la cantidad entregada.
  • Si el incumplimiento le fuera imputable al vendedor, devolverá el doble de la cantidad que percibió.

A continuación os dejamos con un modelo de contrato de arras penitenciales:

Fuente: modelocontrato.net

Arras penales

En el caso de las arras penales, si se diera incumplimiento por parte del comprador, éste perderá la cantidad entregada; mientras que si se diera por parte del vendedor, devolverá el doble de la cantidad que percibió. Pero además, no impiden la exigibilidad de la obligación: el hecho de que se haya desistido no implica que desaparezca la obligación. Por lo tanto:

  • Estamos ante un importe fijado que se entiende como cláusula penal, y según el artículo 1152 del Código Civil, en las obligaciones con cláusula penal, en caso de incumplimiento y si otra cosa no se hubiere pactado, la pena sustituirá a la indemnización de daños y al abono de intereses. No obstante, el Juez podrá modificar la pena si por ejemplo el incumplimiento fuera parcial.
  • Como la pena no impide la exigibilidad, además se podrá reclamar que el contrato sea efectivamente cumplido.

Por tanto, en el caso de las arras penales, el modelo de contrato deberá incluir una cláusula penal en la que se establezca que, en caso de incumplimiento por parte del vendedor, éste deberá devolver a la compradora el doble de la cantidad recibida en concepto de arras o señal; y si fuera la parte compradora la incumplidora de las obligaciones reflejadas en el contrato, ésta perderá las cantidades entregadas en concepto de arras o señal, y se las quedaría la parte vendedora. También deberá reflejarse la posibilidad de que la parte cumplidora resuelva el contrato o exija su cumplimiento, con las indemnizaciones pertinentes.

¿Qué cantidad desembolsar?

Normalmente la cantidad o importe a desembolsar suele situarse entre el 5 y el 10% del precio de compraventa, aunque dependerá de las circunstancias concretas de cada caso y de las probabilidades de desistimiento de las partes.

¿Me devuelven las arras si no firmo la hipoteca?

Es totalmente legal incluir una cláusula en el contrato de arras que haga referencia a la financiación hipotecaria, donde se especifique que si no se concede la hipoteca por parte del banco, no se pierde la totalidad de la entrega a cuenta. La cláusula puede ser similar a la siguiente:

Octavo.- Se da a las cantidades entregadas por el adquirente y que figuran en este contrato el carácter de arras penitenciales, pudiendo tanto el adquirente como el vendedor en concordancia con el artículo 1.454 del Código Civil, desistir de la compraventa en cualquier momento posterior a la firma del presente documento. En el caso de desistimiento por parte del adquirente, éste perderá las cantidades que hubiera puesto a disposición del vendedor en concepto de señal y pago a cuenta del precio, a excepción del caso en que el adquirente no obtenga financiación para la compra de la vivienda (una vez hecha la tasación). Si desistiera el vendedor el adquirente percibirá de ésta la cantidad que entrego, duplicada.

¿Me concederá el banco la hipoteca?

Averigua si el banco te concederá la hipoteca con esta nueva herramienta de Rankia. Comparamos entre más de 50 hipotecas de 20 bancos diferentes y, teniendo en cuenta tu situación personal y laboral, te mostraremos las hipotecas que mejor se adapten a tu perfil. El estudio es gratuito y sin compromiso.

Comenzar Estudio* Herramienta gestionada por Rankia S.L.

Contenido

Generalmente como en todo contrato, en el de arras lo que contiene en su estructura es todo lo convenido entre las partes (Comprador y vendedor) y lo que la mayoría de los modelos o plantillas que existen en esta materia contiene es lo siguiente:

  • Todos los datos de identificación del comprador y vendedor con documentos respectivos.
  • Una descripción completa y detallada del bien comprometido en el contrato, sea mueble o inmueble.
  • Fijar el precio final convenido para el bien.
  • Precio acordado como adelanto y clara señal del compromiso, especificando que se descontará del precio total de la compra venta del bien.
  • Tiempo máximo en el que se formalizará la venta del bien.
  • Responsable de los gastos administrativos.

Te recomendamos también que conozcas todo lo relacionado con el modelo o ejemplo gratis de contrato de trabajo temporal, donde se establecen las relaciones laborales entre las partes (trabajador y empresa), los derechos y deberes inherentes a cada uno de ellos, de manera gratis.

Beneficios de un contrato de arras

Por lo general los contratos de arras se elaboran como precontrato en la venta de inmuebles, para establecer por escrito la intención concreta de adquirir el bien, por lo que el beneficio de establecer este contrato es mutuo, es decir, beneficia tanto al comprador, como al vendedor.

Al comprador le asegura una señal y el compromiso gratis de que el vendedor reserve el bien hasta concretar la venta definitiva, mientras que al vendedor, le asegura que el comprador formalice la compra o que pierda el dinero adelantado, por no cumplir con el contrato.

También es importante resaltar que de no cumplirse el contrato de arras penitencial o de cualquier tipo, surgen consecuencias para las partes involucradas amanera penitencial, de las cuales deben tener consciencias a la hora de realizar este modelo de contrato, como son:

  • Si el causante es el comprador, este pierde el dinero adelantado, que le haya entregado al vendedor como arras.
  • Si el causante es el vendedor, si acepta otra oferta y quiere dar por concluido el contrato, deberá pagar al comprador el monto del adelanto o de las arras recibidas multiplicado por dos.

Es recomendable que al momento en que las partes de un contrato acuerden arras penitenciales, a los efectos legales consiguientes se contemplen también los diferentes modelos, plantillas o ejemplos de modalidad de arras y así como las consecuencias que puedan derivarse del no cumplimiento del mismo.

Igualmente es recomendable un asesoramiento jurídico acorde con los requerimientos de la transacción que queremos realizar, para evitar conflictos futuros derivados de cualquier negociación que hagamos por nuestra cuenta, sin el respaldo o plantilla legal adecuado.

Plantillas de contratos de arras

El modelo o ejemplo de contratos de arras más utilizados son los de compraventa de viviendas, ya que esta transacción, conlleva a una variedad de trámites y documentos previos que son requeridos para su formalización, lo que suele durar un tiempo, motivo por el cual el comprador y el vendedor suscriben un acuerdo previo en una plantilla o modelo de este contrato, hasta el momento definitivo de la transacción, generalmente el más usado es de arras o señal.

De esta forma, éste realmente no es obligatorio, pero una vez hecho y firmado, las partes se comprometen a cumplirlo.

No obstante, la modalidad de compraventa de inmuebles por medio de arras es muy común, pero no todos los compradores lo conocen, sobre todo los que compran una vivienda por primera vez y constituye un mecanismo de protección mutua entre las partes, ya que se acuerda una cantidad de dinero como paga o señal.

De esta forma, esto es para comprometer a las partes en lo convenido en relación a la compraventa de un inmueble, lo que generalmente se hace a través de un agente inmobiliario.

Asimismo, en el sector inmobiliario por medio de un contrato de arras con penitencial, es el mejor ejemplo y más seguro de apartar la vivienda que deseas adquirir, dándote un tiempo estimado para que puedas disponer del valor total del bien, para luego completar la compraventa definitiva.

Es por eso, que se va a tomar en consideración que mientras transcurre el tiempo estipulado en el contrato, para obtener la totalidad del valor de la casa sobre la que se establecen las arras o señal, el vendedor no podrá incumplir el compromiso adquirido y vender el inmueble a otra persona

Y esto se debe a que la propiedad es objeto del contrato y por la cual se ha dado un adelanto de su valor total,por lo que queda reservada por medio de este instrumento o ejemplo económico legal. Debido a lo anterior quien desee romper o no llevar a término el contrato de arras penitencial establecido puede hacerlo.

¿Qué pasaría si se incumple con el contrato?

La persona que lo incumpla tiene que pagar una retribución a la otra parte firmante del contrato como penitencial por incumplimiento de los compromisos adquiridos, que consiste para el comprador específicamente en la pérdida de la totalidad del anticipo dado por el inmueble.

Mientras que para el vendedor en la entrega por un valor del doble del anticipo recibido, siendo el penalizado aquel que incumpla el contrato. Todo lo cual tiene por objeto que se cumpla el acuerdo de asegurar y salvaguardar la transacción final de la compraventa de la vivienda, en un ambiente de confianza para las partes involucradas.

No cabe duda, de que esta es la mejor opción de modelo o plantilla de contrato para asegurar la compra de la vivienda que deseamos, para esto es bueno que nos pongamos al tanto con las diferentes maneras legales que existen para garantizar una compra segura en donde esto no represente un problema en el futuro.

Por lo tanto, esta opción es la mejor en su estilo, ya que no deberíamos pasar por alto, para ser precavidos a la hora de reguardar la compra del inmueble apartado.

Te recomendamos también conocer sobre los contratos de trabajo, el cual es un modelo o ejemplo de convenio gratis, en el que las partes que lo suscriben se comprometen a cumplir las obligaciones establecidas en el mismo, debido a que constituye el instrumento legal gratis y básico para el mejor funcionamiento de las relaciones laborales de una empresa.

Y en donde también se especifican todas las condiciones requeridas, para que el personal seleccionado y contratado ejecute las tareas objeto de lo acordado. Todo esto tomando en cuenta los requerimientos que necesita para el desempeño óptimo de la empresa, sirviendo como una prueba jurídica a la hora del surgimiento de algún conflicto o un desacuerdo laboral entre las partes.

Economista.
Innumerables colaboraciones en prensa y radio. Ayudo a la gente en el ámbito laboral, desde realizar facturas hasta encontrar trabajo.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *